menu
Internacionales Octubre 09, 2019, 12 55am

Juncker asegura que no excluye un acuerdo sobre el "brexit" con Londres






El presidente de la Comisión Europea (CE), Jean-Claude Juncker, afirmó este miércoles que aún no excluye que se logre un acuerdo con el Reino Unido sobre su salida de la Unión Europea (UE), a pesar de que desde Londres se han dado por prácticamente rotas las negociaciones en los últimos días.
"Seguimos manteniendo discusiones con el Reino Unido sobre los términos de su salida y personalmente no excluyo un acuerdo", declaró Juncker durante una intervención en el pleno del Parlamento Europeo (PE).
Añadió que él y el negociador de la UE para el "brexit", Michel Barnier, están trabajando en lograr un pacto y subrayó que no aceptan "este juego de culpas que empezó en Londres".
"No nos pueden culpar", resaltó Juncker, después de que durante los últimos días el Gobierno británico haya intentado responsabilizar al club comunitario de un posible "brexit" sin acuerdo.
En cualquier caso, el político luxemburgués quiso recordar que el acuerdo sobre la retirada del Reino Unido debe aprobarse en el Parlamento británico, pero también en la Eurocámara.
Barnier, por su parte, aseguró que en el momento actual no se está "en el punto de considerar y de encontrar un acuerdo".
En ese sentido, explicó que se necesita "en cada límite del mercado único y la unión aduanera" controles aduaneros y reglamentarios "serios y rigurosos", y dudó de que con las nuevas propuestas del primer ministro británico, Boris Johnson, estos estén garantizados.
"Es la credibilidad del mercado único lo que está en juego", destacó.
También agregó que se necesitan soluciones "jurídicamente operativas" y señaló que al tratar de suprimir la salvaguarda para evitar una frontera física en Irlanda y buscar una solución durante la transición en la que el Reino Unido ya no será Estado miembro, como exige Johnson, la propuesta británica "no da la seguridad de la salvaguarda".
Igualmente, lamentó que la nueva propuesta británica podría permitir que las instituciones norirlandesas decidieran de forma unilateral no activar la salvaguarda.
Londres entregó a Bruselas la pasada semana su nueva propuesta para el "brexit", basada en limitar ciertos aspectos de la salvaguarda para evitar una frontera física en Irlanda.
En virtud de esa cláusula, Irlanda del Norte permanecería en el mercado único y la unión aduanera comunitarias hasta que Londres y Bruselas lleguen a un acuerdo sobre su futura relación comercial.
Pero en el nuevo plan de Johnson se propone que Irlanda del Norte se mantenga alineada con las normas del mercado único europeo tras la salida del Reino Unido de la Unión Europea, pero solo en la regulación sobre comercio y mercancías, incluidos los productos agrícolas y alimentarios.
Además, Irlanda del Norte, junto con el resto del Reino Unido, saldría del espacio aduanero de la UE. (EFE)