| Mayo 05, 2019, 12 13am

Agustina Jaworski: "El MONUBA ayuda a los estudiantes a perfeccionarse en técnicas de negociación y persuasión"



Autor: Esteban Lo Presti





Junto a la directora de la Carrera de Ciencia Política, Elsa Llenderrozas, y a la politóloga Jessica Cortes Arias, la licenciada y docente Agustina Jaworski coordina desde hace años el MONUBA, Modelo Naciones Unidas de la Universidad de Buenos Aires, un espacio de debate y capacitación para estudiantes de relaciones internacionales, ciencia política y otras carreras afines, donde se "representan a los diplomáticos de los diferentes países miembro de las Naciones Unidas, debiendo capacitarse en temas inherentes a su cultura, política interior y exterior, economía y sociedad para debatir y resolver temas de tratamiento real en los órganos y comités de la ONU". Este año el MONUBA tratará la problemática de la unificación alemana en 1989, retrocediendo hasta el fin de la guerra fría para disctutir cuál es la mejor salida, en términos hoy ucrónicos, para la región centroeuropea.
¿Qué es MONUBA? ¿Hay alguna relación institucional con Naciones Unidas? ¿Cuál?
El Modelo de Naciones Unidas de la Universidad de Buenos Aires es una simulación en donde estudiantes y graduados recientes de distintas universidades, tanto públicas como privadas, representan a los diplomáticos de los diferentes países miembro de las Naciones Unidas, debiendo capacitarse en temas inherentes a su cultura, política interior y exterior, economía y sociedad para debatir y resolver temas de tratamiento real en los órganos y comités de la ONU.
Es un evento educativo de primer nivel llevado adelante por la Carrera de Ciencia Política de la UBA que nació en el año 2015 con el objetivo de favorecer el crecimiento y la capacitación académica de los estudiantes facilitando así el desarrollo de distintas habilidades como la oratoria, retórica y negociación, siempre poniendo en primer lugar la resolución de conflictos mediante medios pacíficos.
Actualmente, contamos con el apoyo institucional del Centro de Información de Naciones Unidas para Argentina y Uruguay (CINU) para el Modelo que estaremos realizando este 2019.
¿Qué estudiantes suelen participar del mismo? ¿Cuál es el incentivo que encuentran para participar?
Solo participan del Modelo estudiantes universitarios y graduados recientes de establecimientos públicos y privados, sin importar edad, sexo o nacionalidad. Esto último es muy importante ya que en cada uno de nuestros Modelos desde 2016 hemos contado con estudiantes extranjeros, la mayoría que se encontraban de intercambio en el país, u otros que han venido de países limítrofes para participar. Asimismo, este es un Modelo que busca ser federal por lo que contamos entre los inscriptos, tanto para autoridad como para delegación, con estudiantes de todas las provincias del país.
La mayoría de aquellos que se anotan para participar han tenido experiencia previa en Modelos en su escuela secundaria. Obviamente un Modelo universitario se convierte en un atractivo especial por su nivel de exigencia, en comparación.
Por otra parte, muchos estudiantes que continúan carreras universitarias vinculadas con la ciencia política y las relaciones internacionales, tienen un incentivo mayor para participar ya que esta actividad ayuda a los estudiantes a formarse en técnicas de persuasión, negociación, redacción y oratoria, en un ámbito de tolerancia y respeto por la diversidad. De cualquier forma, tenemos estudiantes de las carreras más diversas.
¿Hay un proceso de selección de los mismos?
El único proceso en el Modelo lo realizamos con el objetivo seleccionar a las autoridades del mismo. Esto solo lo hacemos para contar con autoridades preparadas para cada uno de los roles que deban asumir, como también para mantener el nivel de exigencia académica que un Modelo organizado por la universidad más prestigiosa del país debería tener. Las expectativas son altas y cada año tratamos de superarlas.
¿Qué temas debaten? ¿Cuál es el tema de debate de este año? ¿Por qué?
En los Modelos que realizamos hasta el momento, los temas a debatir fueron diversos en cada uno de los órganos y todos tenían que ver con problemáticas actuales en todo el mundo. En esta oportunidad, y con el objetivo de continuar brindando herramientas a los estudiantes universitarios que cada año vienen al Modelo a superarse a sí mismos en una competencia sana pero de mucha calidad, decidimos realizar un Modelo ucrónico. El MONUBA de este año se sitúa en 1989, durante la crisis de las dos Alemanias y buscará que los participantes negocien o la reunificación o la separación definitiva. Esto le suma trabajo a las delegaciones ya que no sólo tienen que estudiar acerca del país que deben representar, sino que además deberán situarse 30 años atrás. Ya que los participantes del Modelo son estudiantes de nivel universitario o graduados recientes, en su mayoría ni siquiera habían nacido para ese momento o eran muy chicos.
¿Tienen medido cuál es el impacto de las conclusiones a las que se llega?
Desde el Comité Organizador creemos que un Modelo exitoso es aquél en el que se logra llegar a un acuerdo sobre el tópico a tratar entre la mayoría de los países participantes. Esto lo hemos logrado en casi todos los Modelos. Eso significa para nosotras que los estudiantes están haciendo uso de las herramientas que el Modelo les brinda para lograr acuerdos.
Por otra parte, hemos crecido en cantidad de inscriptos año a año y la mayoría de ellos han vuelto a buscar su revancha o a reivindicar su título del año anterior lo que nos interpela a exigirnos más como organización, crecer, aprender de nuestros errores y mejorar. Ha sido un proceso de aprendizaje para nosotras también.
¿Existen otros modelos de debate similar en nuestro país?
Si. En su mayoría de nivel secundario. Existen Modelos similares, del tipo universitario también pero suelen ser más pequeños y, por lo tanto, menos exigentes. Este Modelo es sumamente atractivo para aquellos estudiantes que entienden que la universidad es mucho más que cursar, estudiar, sacarse buenas notas y obtener un título. Este Modelo lleva a cada uno a exigirse al máximo en todas sus capacidades, mientras se aprende y se conoce personas de diferentes lugares.
Aprovecho también para contarte que además de mi aporte, el Comité Organizador está formado por la Directora de la Carrera de Ciencia Política Elsa Llenderrozas y la graduada de la misma Carrera Jessica Cortes Arias. Jessica fue quien trajo la idea y con el apoyo de la Carrera la llevamos adelante. Para la organización contamos con el apoyo de estudiantes y graduados recientes de la Carrera de Ciencia Política que cada año se suman para dar una mano en una actividad que busca potenciar nuestra carrera y que exige mucho trabajo. El lunes que pasó terminamos la inscripción con más de 300 anotados.